En el cuarto día del novenario a la Virgen de Caacupé, Miguel Ángel Cabello, obispo de Concepción, sostuvo que si el católico dice que ama a Dios, pero no ama a su semejante y cae en la corrupción, “Dios mismo le dirá: ‘¡Qué mentiroso sos!’”.

Miguel Ángel Cabello, obispo de Concepción, fue el encargado de pronunciar la palabra de Dios en la homilía durante el cuarto día del novenario en honor a la Virgen de Caacupé.

El tema central fue “Orar en la palabra de Dios”, con el cual el religioso habló sobre la importancia de rezar a través de las Sagradas Escrituras “como una de las formas más bellas y enriquecedoras” para orar.

Citó las oraciones internas, los rosarios o contemplando la naturaleza como algunas formas de esta en oración; sin embargo, sostuvo que en la práctica de leer la Biblia, método conocido como lectio divina o lectura divina, “Dios nos habla” y es donde conocemos mejor “su palabra, su corazón, su voluntad y su plan de salvación”.

Sobre esa línea, preguntó a los feligreses “¿qué me dice o nos dice el Señor por las palabras del texto bíblico leído?” y si nuestras acciones contemplan a Dios.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *