Autoridades de Uruguay informaron el miércoles la incautación de más de 400 kilos de cocaína presuntamente proveniente de Bolivia con destino a Europa, y la detención de cuatro personas en un operativo en una zona rural, un decomiso que pone de relieve la importancia de la “Ruta del Cono Sur” para el narcotráfico.

Las investigaciones hasta el momento indican que la droga proviene de Bolivia y llegó al departamento de Soriano, en el oeste del país, en una avioneta que no pudo ser interceptada, informó a la AFP el vocero de la Fiscalía, Javier Benech. Agregó que dos adultos fueron arrestados y puestos a disposición de la justicia y se espera su formalización el jueves.

Los otros detenidos, dos adolescentes de 16 años, fueron condenados este miércoles tras un proceso abreviado a 14 meses de internación en un instituto especializado en inclusión social de menores por delitos vinculados al tráfico de drogas y armas. Se dispuso además el decomiso de los vehículos y las armas incautadas, apuntó Benech.

En rueda de prensa, el director de la Policía Nacional, José Azambuya, dijo que la operación “Corona” se planificó desde septiembre tras indicios de que llegaría un cargamento de estupefacientes a un campo en Soriano. El despliegue de efectivos, con apoyo de tecnología y logística, permitió el martes la incautación de un total de 443 kilos de cocaína, así como de armas de fuego y vehículos, señaló Azambuya. La persona identificada como líder de la organización tiene nueve antecedentes penales, dos al menos por estupefacientes, dijo el director de Investigaciones de la Policía, Juan Rodríguez.

Según las pesquisas, detrás hay un clan familiar vinculado al narcotráfico en el departamento de San José, donde finalmente fue confiscada la droga tras una persecución desde Soriano. El principal protagonista está detenido, tiene 52 años y también tiene antecedentes penales. “Hay una persona requerida que ayer (martes) se dio a la fuga, ya se pidió su captura a nivel nacional. Esperemos prontamente poder agarrarla”, indicó Azambuya.


Las autoridades dijeron que continúan las investigaciones para determinar el origen de la cocaína, empaquetada en bloques y etiquetada con la inscripción “can-am” en letras negras, un logo que no se relaciona con otras incautaciones a nivel nacional.

Aunque no pudo constatarse que la droga se descargara de la avioneta avistada por la policía, se considera “probable” que llegara de esa forma al país. Se cree que iba a ser almacenada en Montevideo para ser enviada a Europa, directamente o vía África.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *